6 de mayo de 2016

Reseña Literaria. Las batallas en el desierto, José Emilio Pacheco.


Amores de la infancia.
Autor: José Emilio Pacheco
Año: 1980
Nº de páginas: 72 páginas
Encuadernación: Tapa blanda
Editorial: ERA
Lengua: Español

Sinopsis:
Historia de un amor imposible, Las batallas en el desierto es una magistral novela breve que involucra otros aspectos como la corrupción social y política, el inicio del México moderno y la desaparición del país tradicional, y el rescate de las memorias individuales y colectivas de una ciudad a la que José Emilio Pacheco ama profundamente, pero recrea sin nostalgia y denuncia de manera implacable. Desde su aparición, esta novela corta, traducida a varios idiomas y publicada en otras partes del mundo hispano, asombró por su aparente sencillez y la estructura compleja que tiende lazos para una variedad de lecturas múltiples y diferentes, y para una complicidad que hermana para siempre al lector con el autor.



Todo un clásico mexicano. De la mano de José Emilio Pacheco nos narra una historia conmovedora de Carlitos, un niño que como cualquier otro tiene una vida normal hasta que se enamora de la mamá de su mejor amigo.
El titulo nos hace pensar en conflictos bélicos, pero se trata en realidad de la batalla de un niño frente a su realidad. A su presente, a sus condiciones de vida sociales y económicas. Nos narra la vida cotidiana del México de la postguerra, entre las décadas de los 40 y 50, las transformaciones de la ciudad y de la sociedad.

En muchas ocasiones se hacen referencias a distintos puntos de la Ciudad de México, entre ellos la Colonia Roma,  acerca de las cosas que se hacían, de cómo era la vida en esa época para los habitantes de la ciudad. Otro de los aspectos que me ha gustado mucho es que además da un panorama social y político sobre el país en aquella época, se habla de corrupción, de injusticia social, hasta de discriminación, el inicio de la modernidad y la introducción de productos y costumbres extranjeras, lo tradicional va desapareciendo y todo esto tiene una importancia muy vital para la novela. 

Sobre el eje central de la novela, Carlos va a la escuela primaria, le va bien, su familia tiene una pequeña empresa y tratan de hacerse un lugar en la sociedad. Además Carlitos tiene un amigo, Jimmy, va a su casa, juegan, pasan el rato, y un día no puede evitar fijarse en la joven madre de su amigo. Así que el niño de apenas ocho años, armado de valor va y se confiesa…Y ese es su único error, a partir de ahí su familia lleva a cabo una serie de intentos por “sanar” al niño, lo llevan con un psicólogo, con el cura, pensando en que se iba a convertir en un pervertido solo por habérsele confesado a la señora. Por otro lado, Jimmy su mejor amigo deja de hablarle por ese hecho.  Me lleva a pensar en el hecho de que probablemente la mayoría nos hemos enamorado del profesor o profesora de la escuela cuando se es pequeño, te ilusionas y todo, no le dices a nadie y ya, todo pasa. Solo que ahora al pobre de Carlitos le toca vivir un martirio con su familia, su vida cambia, todo se le hace tan difícil y diferente.

Años después se da cuenta que la ciudad, que la vida, que todo ya no es como lo conoció. Muchas cosas se han ido y otras nuevas han llegado a quedarse, solo él lo recuerda pero se pregunta si todo aquello tuvo lugar. Al final los recuerdos viven  en nosotros. 

Considero que es un libro muy corto, fácil de leer, y no te aburres, te ríes, sientes tristeza, pena, y conectas muy bien y rápido con los personajes ya que tienen la profundidad necesaria para ser agradables al lector. La narración es en primera persona, no hay diálogos, todo está escrito como si fuera el protagonista que te platica su vida, sencillo y coloquial, tiene lo justo en la cantidad adecuada, ni más ni menos. Pero la historia se me hace tan profunda pese a su sencillez, no puedes dejarla pasar.

Tenía más o menos diez años cuando leí esta novela, o parte de ella, un viejo libro de secundaria traía unos párrafos,  pero me conmovió ese amor imposible, ese día lloré mucho, sigo sin saber por qué. Desde entonces lo he vuelto a leer no sé cuántas veces. Es de mis libros favoritos, simplemente no me canso de leer esa historia y llenarme de nostalgia. Cuando voy a la colonia Roma, en su actualidad, me paseo por sus calles y trato de imaginar el paisaje urbano que describe, trato de reconstruir la historia, pero todo es tan diferente, ¿Qué te paso Ciudad de México? ¿Qué te hicieron? ¿Qué eres ahora?...

¿Por qué leerlo? Si quieres algo muy sencillo que te llegue al corazón, este es tu libro. Te llevará del regreso al pasado, a lo que conociste en tu vida y a lo que nunca vas a conocer, y a recordar a tus amores de la infancia. Además, si no conoces México, te da una idea de cómo era en el siglo XX.

Lo mejor: Las descripciones del contexto social, ayudan mucho a entender el argumento.
Lo peor: Nada, solo que nunca sabremos qué le pasó a Mariana. 

Frases del libro:
"Yo no entendía nada: la guerra, cualquier guerra, me resultaba algo con lo que se hacen películas. En ella tarde o temprano ganan los buenos (¿quiénes son los buenos?)."
"No, no me había curado: el amor es una enfermedad en la que lo único natural es el odio."

Calificación: 
Si fuera por mí, le pongo un 20, es más, un 100, no que va, mejor un 1000. Pero son sobre 5, así que 5/5.



OTRAS PORTADAS






Reacciones:

0 comentarios: